La fecha se puede calificar como histórica para nuestra ciudad. Tras años de exilio, la Hermandad del Prendimiento -aquella archiconocida mas allá de nuestras fronteras- regresa, a la que siempre fue su casa la Parroquia de Santiago.

No pudo ser mas torera la hora. A las cinco de la tarde, se abrirán por última vez las puertas del Asilo de San José, para que la cofradía fluya por un itinerario inédito lleno de sabor y contenido, porque el regreso ha sido mas que esperado.

Como si de un Miércoles Santo se tratara, en torno a las 11 de la mañana, todo aquel que lo desee podrá visitar a los titulares de la corporación del flamenco barrio.

El Señor, ataviado como en el azulejo que preside la plaza que durante el año mas gente se santiagüa, irá con túnica bordada y potencias del S. XVIII. La imagen de San Pedro -que recordamos también es titular- lo será con túnica en azul marino y mantolín burdeos, mientras que la Virgen del Desamparo lucirá sus mejores galas, recuperando viejas estampas.

El exorno floral del paso de misterio se fundamenta en una mezcla donde destacan las rosas y los anturiums, mientras que la fragancia de este mes -los nardos- serán el resplandeciente fervor floral a la que se le añadirán el lisianthum y las rosas, en color blanco.

Como les decíamos, la Cruz de Guía se pondrá en la calle en torno a las cinco de la tarde -incluso un poquito antes- tomando hacía el Angostillo de la Buena Muerte y de esta forma buscar calle Nueva y Cantarería por donde no habrá que perderse el transcurrir de los pasos en pleno centro neurálgico del barrio.

A través de Cantarería se llegará a la calle Armas de Santiago para tomar Taxdirt, Carpinteros y calle Moraito Chico donde habrá un emotivo recuerdo hacia el artista jerezano. Tomando mas hacía delante se llegará a la Plaza de Santiago -se tomará tres veces esta plaza por sus distintas vertientes- para buscar la calle Merced, que se encuentre engalanada con sus mejores galas para la ocasión.

Destacan las colgaduras mariana de la Hermandad de la Amargura de Sevilla, así como una enorme alfombra de sal que cubre la mayor parte de la calle. En su llegada a la Merced, la corporación será recibida por los padres Mercedarios para posteriormente tomar la Plaza de Santa Isabel, Muro,Plaza de Santiago, Ancha, Ponce, Guadalete, Gaitán y Porvera para llegar hasta la Iglesia de la Victoria donde la Virgen de la Soledad se encontrará con el Prendimiento portada en el paso de nuestra patrona, la Virgen de la Merced.

El regreso final por calle Ancha hará desembocar nuevamente  a la comitiva hasta la Plaza que lleva por nombre el patrón de España, donde los pasos serán situados para recibir sendas plegarias y fervorines -uno de ellos a cargo de la “Macanita”.  A su finalización los pasos tomarán rumbo hacía el Angostillo para hacer su entrada en el interior de la parroquia, prevista bien entrada la madrugada del domingo.

Jesús del Prendimiento. Foto: Lucas Álvarez
Jesús del Prendimiento. Foto: Lucas Álvarez

ACOMPAÑAMIENTO MUSICAL

Una de las novedades que se presentan en torno a esta extraordinaria  y que se mantendra el Miércoles Santo, será la del acompañamiento musical tras el paso de misterio. Serán los sones de la Banda de Cornetas y Tambores “San Juan Evangelista” de la Hermandad de la Esperanza de Triana los que brillen tras la portentosa imagen del Señor. La Virgen del Desamparo, será acompañada una vez mas por la Banda de Música “Nuestro Padre Jesús Nazareno” de la Villa de Rota,  quien interpretará un selecto repertorio de marchas escogidas para la ocasión donde no faltará alguna que otra sorpresa a la recogida y evidentemente la composición de Don Germán: “Desamparo”.

SI VIENES DE FUERA…

Dado la gran afluencia de público que se prevee para la ocasión, recomendamos a todo aquel que quiera contemplar el transcurrir de la cofradía, que lo haga con la mayor de la parsimonia y tengan mucha paciencia. El enclave donde se enmarca la cofradía es una zona complicada para poder aparcar el coche, aunque les recomendamos si vienen de la zona norte -entrando desde Sevilla- aparquen su vehículo en la explanada que se encuentra tras la Escuela de Arte Ecuestre, situada en la Avenida Duque de Abrantes, en un paseo de veinte minutos pueden hacerse en el centro sin problemas. Si vienen de la zona sur -entrando por el Puerto de Santa María- tienen la opción de buscar una alternativa por la zona de la Ermita de Guía, la Cuesta de la Chaparra o arriesgarse a la zona del casco histórico. También tienen la opción de adentrarse en el parking de pago, situado en la Plaza del Arenal.

Túnica de Ovando en terciopelo morado. Foto: Lucas Álvarez
Túnica de Ovando en terciopelo morado. Foto: Lucas Álvarez

 

Comments

comments