En nombre de la Trinitaria Hermandad del Señor de la Humildad y Paciencia comunico la desgraciada noticia del día 28 de junio sobre las once de la noche se produjo un terrible incendio en una vivienda particular situada en el piso superior de la sede canónica de nuestra hermandad.

 Gracias al Señor de la Humildad y Paciencia no hemos tenido que lamentar desgracias personales, aunque sí ha quedado dañada de consideración la estructura del edificio que ante  una posible amenaza de derrumbe, ha sido precintado por técnicos municipales hasta que pueda asegurarse el  poder entrar en el edificio sin peligro.

Por otro lado  aunque los profesionales que acudieron a sofocar el incendio  nos comunicaron que el patrimonio y los enseres de nuestra cofradía, al parecer,  no se encuentran gravemente afectados, no podremos confirmar con seguridad  el alcance real hasta que se nos permita poder acceder al inmueble y valorar la cuantía de los daños.

Mediante estas líneas en nombre de la Junta de Gobierno y de la Trinitaria Hermandad del Señor de la Humildad, quiero agradecer la labor del cuerpo de bomberos, que acudió inmediatamente a sofocar el incendio

extinguiéndolo en muy breve tiempo, así como a la Policía Local y Cuerpos de seguridad que permanecieron con nosotros en todo momento, manteniéndonos informados del desarrollo de la extinción y de la situación del inmueble, demostrando con ello su profesionalidad.

De igual manera queremos agradecer las muestras de apoyo  recibidas tanto de la Unión de Hermandades, uno de cuyos miembros estuvo con nosotros durante todo el tiempo que duro la extinción, como de aquellas otras hermandades que nos han mostrado su apoyo y solidaridad.

 

Juan José Fernández Tamayo

Hermano Mayor

Comments

comments